Pirámides ilegales DMG

David Murcia Guzmán es condenado a diez años de cárcel en Panamá

El colombiano David Murcia Guzmán recaudó más de 2 mil millones de dólares de las pirámides ilegales. En Panamá se comprobó la complicidad de Ernesto Chong Coronado.

David Murcia Guzmán, creador de la pirámide DMG fue deportado de Estados Unidos a Colombia en 2019. Foto: Fiscalía Colombia

Tras catorce años del proceso penal de pirámides ilegales, el juez tercero liquidador adjunto de causas penales del Primer Circuito Judicial de Panamá, Fernando Basurto condenó a diez años (120 meses) de prisión al colombiano David Murcia Guzmán y al panameño Ernesto Chong Coronado.

La sentencia condenatoria tiene fecha de este 29 de julio de 2022, curiosamente la fecha de cumpleaños del colombiano, y en esta se declara penalmente responsables a Murcia Guzmán y a Chong Coronado, en calidad de autor y cómplice primario, respectivamente, por delito contra el orden económico en la modalidad de delitos financieros, específicamente por la captación de manera masiva y habitual de recursos económicos del público sin autorización competente.

Esto, a través de la pirámide del Grupo DMG que se instaló en Panamá, y cuyo escándalo de captación ilegal trascendió en el año 2008.

La sentencia dictada por Basurto destaca que los servicios financieros son actividades comerciales o de intermediación que brindan entidades organizadas para ello, relacionados con la gestión de dinero de las personas o sus expectativas futuras, con productos como cuentas de ahorro y corriente, créditos o préstamos e inversiones, entre otros.

VEA ESTO: Martinelli se queda sin fuero electoral para Caso Odebrecht

Y que, para desarrollarlas, se requiere cumplir con los objetivos relacionados con su función económica, regulados en la República de Panamá por la Superintendencia de Bancos.

Igualmente, advierte el juzgador con relación a la conducta delictiva sancionada, que ‘la actividad sea pirámide o no, en nuestro país constituye una conducta reprochable’.

Y detalla que DMG no estaba autorizada para recolectar dinero al público, por lo tanto el autor debió preveer que su actuar era contrario a derecho.

De acuerdo con el juez, Murcia Guzmán constituyó una serie de sociedades anónimas con licencia comercial o no, bajo su control, con la finalidad de recibir, depositar, diseminar, distribuir y administrar los dineros logrados sin regulación y supervisión, como una simple actividad comercial, obteniendo así provecho, contratando para sus fines a una empresa asesora y de administración.

VEA ESTO: Alexis Jiménez enfrentará cuatro cargos por bloquear corredor humanitario

Por estos hechos los encuentra penalmente responsables, y también dicta la pena accesoria de la inhabilitación para el ejercicio de funciones públicas por tres años, una vez cumplan la pena principal.

Además, autorizó el comiso de todos los bienes aprehendidos por esta causa, conforme el artículo 75 del Código Penal, e instó a los querellantes constituidos a que acudan por la vía civil a presentar sus reclamaciones.

Sin embargo, en la actualidad David Murcia de 42 años de edad, permanece en Colombia donde fue condenado a 22 años y diez meses de prisión, tras su deportación de Estados Unidos en 2019, donde también pagó nueve años de cárcel.

Según la Fiscalía colombiana, entre 2007 y 2008 Murcía Guzmán recaudó cerca de 2 mil millones de dólares a través de DMG Grupo Holding S. A., la cual expandió no solo en Colombia y Panamá, sino a Venezuela y Ecuador, dejando a más de un millón de afectados.

VEA ESTO: EE.UU. ofrece recompensa de hasta $5 millones por destino de sobornos de Odebrecht

La audiencia ordinaria en Panamá se desarrolló el pasado 20 de junio y participaron el fiscal de descarga de circuito, César Pereira; la asistencia legal estuvo a cargo de los defensores técnicos particulares Ana Belfon y Gustavo Sierra; mientras que por la querella estuvieron los abogados Kevin Pérez y Yaison Martínez.

Con relación a este proceso de 2008, el Órgano Judicial destacó que se ha preparado en todos los aspectos para atender de manera óptima este y todos los procesos penales que han quedado pendientes del Sistema Inquisitivo Mixto.

Con este fin, los juzgados liquidadores de causas penales fueron fortalecidos con el personal necesario y capacitado, dotándoles de espacios adecuados, en el que puedan atender todas las necesidades básicas que así se requieran para que cumplan con su responsabilidad.

Compartir:
VEA TAMBIÉN:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas entradas

El amor por los libros

Estar con libros, vivir con ellos, tocarlos, volverlos a saborear, discutir con el autor e incluso encontrarle errores es una fascinación. Solo los que leemos

Suscríbase a nuestro boletín

Veracidad, Información y Precisión.