Nuestro Punto

Veracidad, Información y Precisión

Receta para la paz social

Lo que comenzó como un asunto fundamentalmente económico, se está transformando velozmente en una crisis política para el Gobierno, por lo que se deben tomar decisiones políticas.

Las manifestaciones prácticamente han llegado a las puertas de la Asamblea Nacional.

En menos de 24 horas el Gobierno panameño ha dicho un poco de todo lo que la sociedad quiere escuchar, pero obviamente, no ha sido suficiente.

Las manifestaciones tienden a tomar músculos en todo el país y ahora se suma la variable de ver también en la calle a varias organizaciones de servidores públicos, de diferentes instituciones, que están padeciendo las mismas calamidades que la mayoría de los panameños.

Efectivamente, el Gobierno ya ha dispuesto congelar los precios de los combustibles y trató de cerrar el círculo con la inclusión de 10 productos en la lista de control de precios, además de la tan añorada contención del gasto, mediante varias medidas de austeridad.

Pero el nivel de desconfianza de la población es tan alto que la gente exige del Gobierno evidencias más contundentes sobre lo que se ha prometido. Mientras la población no perciba en sus bolsillos los efectos de esas iniciativas, será muy difícil concretar la paz social.

Ciertamente, es potestad de presidente nombrar a su equipo de trabajo, pero también debiera poner atención al clamor de muchos sectores que coincidan en opinar que su equipo de trabajo requiere ajustes.

VEA ESTO: Reducirán 10% de la planilla estatal, habrá programa de retiro voluntario y limitarán celulares y viajes

Y no se trata, en todos los casos, de falta de capacidad, sino de un desgaste natural. Muchos se han quedado sin ideas y, lo peor, han perdido el poco liderazgo que en algún momento ostentaron.

Ante lo que se ha visto en Panamá por casi 10 días, ya algunos altos funcionarios, debieron renunciar a sus cargos para que el presidente ensaye con otras personas e ideas, a menos que los compromisos con ellos sean tan indisolubles, que tengamos todos que hundirnos y perecer amarrados de la misma roca.

Lo que comenzó como un asunto fundamentalmente económico, se está transformando velozmente en una crisis política para el Gobierno, por lo que se deben tomar decisiones políticas.

No basta con listar unas medidas de austeridad. Lo que la gente espera es que se traduzcan en hechos tangibles y cuantificables.

VEA ESTO: Asamblea Nacional suspende nombramientos, viajes y reduce gasto de combustible en 50%

El pueblo se mantiene protestando, lo cual es un indicativo de que las medidas anunciadas no llenan del todo las expectativas.

Vale subrayar que todas las medidas son de corto y mediano plazo, por lo que en el ínterin el Gobierno deberá hacer ajustes efectivos y de largo alcance, de lo contrario no habrá tranquilidad ni paz social para el país y, mucho menos, para quienes lo gobiernan.

VEA ESTO: Sacan del Vale Digital a más de 14 mil beneficiarios

VEA ESTO: Fallece I Nesta, el ‘man de la buena vibra’

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas entradas

Pelé se mantiene estable en hospital

Hay expectativa mundial luego que Pelé haya sido trasladado a cuidados paliativos tras dejar de responder a la quimioterapia. Kely Nascimento y Flavia Nascimento, hijas

Suscríbase a nuestro boletín

Veracidad, Información y Precisión.